Headline »

September 24, 2016 – 7:41 am

Dr. Sergio López Rivero
El 10 de mayo de 1957 el Magistrado Manuel Urrutia Lleó llamó la atención de la élite del Movimiento 26 de Julio con su Voto Particular absolutorio de los acusados en la …

Read the full story »
Colaboraciones

Artículos y ensayos de colaboradores

Cuba

Noticias, notas y artículos sobre Cuba

eichikawa

Artículos y ensayos de Emilio Ichikawa

US-Mundo

Noticias y notas sobre Miami, US y el mundo

Correo

Opiniones y cartas del lector

Home » eichikawa

Vivir del cuento en “Panfiland”: Para entender la Ley de ajuste cubano

Submitted by on September 20, 2016 – 8:59 pm

panfilo-vivir-del-cuentoEmilio Ichikawa

La Ley de ajuste cubano, que en sus orígenes tuvo una motivación administrativa (legalizar el estatus de cubanos que se encontraban en EEUU), ha acabado por asumirse como un privilegio migratorio que en el contexto del actual mundo global funciona como “una oferta irrechazable”.
La Ley de ajuste cubano es de conocimiento general, pero ya que el Presidente Obama ha incursionado como actor en el popular programa de la TV Cubana “Vivir del cuento”, no se puede desperdiciar la oportunidad pedagógica de exponer lo que significa dicha ley a través de imágenes tan accesibles.
Supongamos que la casa o apartamento de Pánfilo es un país, y el del gerente otro. Si miramos la edificación desde la acera del frente, el país Pánfilo queda al sur (bajos), mientras que el del gerente al norte (altos). Ocupan distintas latitudes pero les atraviesa el mismo meridiano; por eso es que cuando en la fiesta de fin de año el horno del gerente explotó por una torpeza de Chequera, en la sala de Pánfilo cayeron algunos pedazos del techo.
Panfiland tiene una economía en problemas. Su presupuesto se conforma principalmente con el sueldo mensual de Pánfilo que asciende, según sus propias palabras, a 250 pesos cubanos. Unos 12 CUC, al cambio convencional de 25 x 1. Cargar el teléfono celular una sola vez cuesta 5 CUC, lo que equivale al 41.6% del presupuesto nacional de Panfiland.
Una escena de “Vivir del cuento” muestra a un desesperado Pánfilo renunciando a continuar con tan desaventurados cálculos presupuestarios, y advirtiendo a Chequera (quien formalmente no vive en Panfiland pero sí es un residente informal): “Uno de los dos sobra en esta casa”. Puede traducirse como “uno de los dos debe emigrar”.
Situado pocos metros al norte, el vecino país del gerente es inmensamente rico. Tanto, que Pánfilo lo percibe a través de imágenes míticas: “En el refrigerador del gerente hay más pescados que en el acuario”. Tiene un inmenso estante lleno de comidas y bebidas. Y par de neveras: Una para carnes y otra para lácteos. Además, originales de pintores cubanos en las paredes (Pánfilo adorna su sala con un “giglé” de la portada de la libreta de racionamiento), cerámica antigua, un amplio televisor, suaves muebles y cualquier cantidad de electrodomésticos.
Pánfilo y Chequera han estado varias veces de visita en el país del gerente, con permiso para disfrutar temporalmente de sus comodidades.
Teniendo en cuenta todo lo anterior… La “Ley de ajuste cubano” funciona como si de repente, por decisión soberana de las autoridades del país del gerente (él mismo y su esposa) se decretara que a diferencia de Aguaje, Bienvenido o Facundo, que pueden obtener permiso para visitar y luego regresar a sus hogares al anochecer, Pánfilo y Chequera pueden quedarse a residir permanentemente, si lo solicitan a la semana y una hora de permanecer en el apartamento del gerente.
El estatus de “residente” legal no solo otorgaría a Pánfilo y Chequera el derecho a beneficiarse de los bienes de la casa del gerente, sino que también le permitiría participar en la toma de decisiones sobre la vida doméstica y la proyección familiar en el vecindario.
Todo esto con dos direcciones legales. Y sin perder la propiedad del menos desarrollado pero entrañable apartamento del sur (de los bajos), a donde podrían regresar cuando quisieran a reunirse con sus pares de estatus con solo tomar la escalera.
Ni siquiera es cuestión de exilio o emigración: Es solo que la oferta del gerente es irrechazable.
IMAGEN: Vivir del cuento. En “youtube”