Headline »

September 29, 2016 – 7:17 am

Emilio Ichikawa
El presidente de Brasil Michel Temer envió una carta al presidente de Colombia Juan Manuel Santos transmitiéndole “uma mensagem de confiança e esperança com o acordo de paz selado com as Forças Armadas Revolucionárias …

Read the full story »
Colaboraciones

Artículos y ensayos de colaboradores

Cuba

Noticias, notas y artículos sobre Cuba

eichikawa

Artículos y ensayos de Emilio Ichikawa

US-Mundo

Noticias y notas sobre Miami, US y el mundo

Correo

Opiniones y cartas del lector

Home » Cuba, US-Mundo

Intervenciones en la jurisdicción de Sancti Spíritus

Submitted by on August 11, 2015 – 12:01 am

Pastor Guzmán

(E)-En la jurisdicción de Sancti Spíritus, fueron nacionalizados los ingenios Tuinucú, hoy Melanio Hernández, y La Vega, luego Reemberto Abad Alemán, ambos pertenecientes a la Cuban Trading Co. También los centrales Fomento, más tarde Ramón Ponciano, y Trinidad, rebautizado FNTA —años más tarde los tres últimos fueron desactivados— los cuales pertenecían a capitalistas locales asociados a inversores yanquis.

Igual suerte corrieron las fábricas Amazonas, de Mapos, luego demolida; el central Jatibonico, hoy Uruguay, y los tres ingenios del norte espirituano: Narcisa, luego Obdulio Morales; Vitoria, después Simón Bolívar, y Nela, renombrado Aracelio Iglesias, de Yaguajay.

La propiedad estatal se incrementó en el territorio con la Papelera Pulpa Cuba y la fábrica de cigarros Eva, ambas en Trinidad; las fábricas de derivados lácteos Nela y Nestlé, y la Pasteurizadora Modelo, así como la industria productora de jugos Libbys, esta última de un inversionista norteamericano, todas en Sancti Spíritus.

Igualmente ocurrió en Cabaiguán con la refinería de petróleo RECA y la tabaquería Bauzá.

Pero también fueron afectados los intereses de pulpos petroleros estadounidenses como la Esso Standard Oil Co. y la Sinclair Cuba Oil Co., además de la Texaco, pues las dos primeras poseían establecimientos e inversiones en la refinación, distribución, almacenaje y venta de combustibles, solas, o con socios cubanos.

En cuanto a la nacionalización bancaria, esta tocó de lleno a filiales y bancos de capital nativo y foráneo, a casas de seguros y prestamistas, prácticamente en todo el territorio espirituano, y es un hecho histórico que no pocos exdueños y administradores participaron más o menos directamente en las campañas de descrédito contra la Revolución y su sistema bancario, y en el financiamiento de actividades desestabilizadoras.

El proceso de nacionalizaciones quitó a los enemigos de la Revolución los medios y recursos con los cuales se proponían hacer colapsar el primer gobierno de raíz verdaderamente popular en 60 años de vida republicana, una verdadera afrenta para los intereses hegemónicos en estas tierras de América. (En Escambray)